La bajada de rendimiento de Piqué, en un vistazo

Gerard Piqué no está cuajando una buena temporada. El central barcelonista, centro de numerosas polémicas desde hace casi un año, protagoniza esta campaña menos acciones defensivas de éxito, roba menos balones, pierde más y hasta tiene menos gol. En definitiva: por los motivos que sea, no está a su nivel. Y el Barça lo nota.

La comparativa entre el Piqué actual y el Piqué de la pasada temporada ilustra nítidamente una bajada del rendimiento del central azulgrana. Lo podemos ver en el gráfico al final del texto, que representa los promedios estadísticos de Piqué en Liga y Champions 2015/16 y la 2014/15.

Gerard PIERDE 0,7 balones cada 90 minutos disputados esta temporada, por 0,5 la pasada campaña. 

ROBA 1,9 balones por partido (no cuentan los pases del rival directamente a sus botas), mientras que la pasada temporada robaba 2 balones por partido. (Ha empeorado en este dato aunque muy ligeramente, de forma casi inapreciable. Puede decirse que ahora pierde un balón más cada diez partidos, algo casi despreciable).

En los TACKLES sí se aprecia un descenso pronunciado del rendimiento de Piqué. Si esta temporada sale airoso en 1,5 tackles o entradas cada 90 minutos, la pasada campaña lo hacía 2,1 veces por encuentro completo. 

También DESPEJA menos: lo hace 3,9 veces por 90 minutos de juego, cuando el pasado ejercicio promedió 4,7 despejes. 

Otra estadística donde la bajada de Piqué es acusada es en la de BLOQUEOS a disparos, centros y pases del rival. Realiza 1,2 bloqueos por partido completo esta temporada, mientras que la pasada hacía 1,8, un 50% más. 

Sumando el TOTAL DE ACCIONES DEFENSIVAS (robos, bloqueos, tackles y despejes), encontramos que Piqué protagoniza 8,5 acciones defensivas con éxito por encuentro completo, cuando el pasado ejercicio elevó ese promedio a 10,7. (Teniendo en cuenta que al Barcelona le llegan más esta temporada que la anterior, el promedio de acciones defensivas de Piqué debería de haberse incrementado, pero ha disminuido).

Aunque con una diferencia mínima, podemos comprobar cómo Piqué también gana más DUELOS AÉREOS por encuentro esta campaña (2,2) frente a la pasada (2,1). (El margen es mínimo, pues cada diez partidos gana un salto más. En esto sí sigue siendo un pilar en la defensa del Barcelona).

En el apartado disciplinario, Piqué recibe el doble de TARJETAS amarillas. La pasada temporada veía una cada 5 partidos y esta campaña promedia una cartulina cada 2,5 encuentros. Sin embargo, ahora hace menos faltas (0,7 por encuentro, por 0,9 cada 90′ la temporada anterior).

Sólo en el porcentaje de PASES ACERTADOS se ve a un Piqué ligeramente superior, promediando este ejercicio un 91% de acierto en el pase por un 87% del año del Triplete. 

Por último, y aunque no está en el gráfico, la CONTRIBUCIÓN GOLEADORA de Piqué, un central acostumbrado a ayudar a su equipo con goles, también se ha visto reducida. Lleva 3 goles en 2853 minutos de Liga y Champions (un gol cada 951 minutos), mientras que la temporada pasada consiguió 6 tantos en 3375 minutos disputados, uno cada 562. 

PIQUE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *