Así llegan Madrid y Barcelona al Clásico

Real Madrid y Barcelona, separados por tres puntos en la clasificación, promedian números muy similares en todas las facetas del juego. Veamos cómo se comportan con y sin balón; quién remata más y mejor; quién defiende con más solvencia; cómo marcan sus goles o cuánto y cómo dominan el balón y el marcador los dos actores del Clásico.

GOLES, REMATES Y PEGADA

Comenzamos por la suerte fundamental del fútbol: el gol. El Real Madrid dispara en más ocasiones, tanto en general como entre los tres palos, a pesar de, como veremos más adelante, tiene menos el balón que el Barcelona. La frecuencia rematadora del equipo blanco, de hecho, es la mayor de Europa. El equipo de Benítez dispara tres veces más por encuentro que el de Luis Enrique, y dos veces más a porteria. Sin embargo, los azulgranas presentan una mejor efectividad: el 14% de sus remates son gol, por el 12% del cuadro merengue.

Los blancos marcan más en jugada: un 81% de sus tantos (21 de 26) han llegado de esta forma, mientras que el Barça ha hecho únicamente 16 de sus 25 goles a través de una jugada elaborada (un 64% del total). El Madrid ha explotado mejor el balón parado, logrando así un 11% (3) de sus tantos por el 8% (2) del Barça, que sin embargo anota más en su nueva versión con Luis Enrique a la contra (2 tantos por 1 del Madrid). La mayor diferencia estriba en los goles marcados de penalti: el Madrid sólo ha marcado 1 desde los 11 metros (4%) por los 5 del Barça (20%). Uno de cada 5 goles del Barcelona en lo que va de Liga ha llegado desde el punto fatídico.

En el gráfico también podemos observar que el Barcelona remata más del doble desde el área pequeña (un 10% de sus disparos han llegado desde ahí, por un 4% de los remates madridistas), mientras que los de Benítez prueban fortuna desde fuera del área con mucha mayor frecuencia (40% frente al 28% azulgrana).

CLASICO_GOLES

CON EL BALÓN

La posesión del Barça, antaño abrumadora, se ha visto reducida con Luis Enrique. Aunque los azulgranas siguen teniendo más el balón que los merengues (61% frente al 57% del Madrid). El equipo catalán tiene una mayor frecuencia de pases cortos por partido (554 frente a 514), mientras que en pases largos están prácticamente igualados (57-58). El Madrid, sin embargo, centra más veces buscando el remate en el área, 27 por partido ante las 18 del Barcelona. En pases hacia delante, una estadística importante, están igualados: el 63% de los pases del Madrid buscan avanzar posiciones por el 62% de los pases del Barça. El Madrid se muestra ligeramente más efectivo en los pases (88% de envíos con éxito por el 86% blaugrana), aunque el Barcelona se muestra muy superior eliminando líneas del rival: promedia más pases entre líneas con remate que el Madrid por encuentro (5 a 3) y también más regates con éxito (14,1 frente a 11,4).

Mientras que el Madrid remata y centra más, el Barcelona crea más situaciones de ventaja para sus atacantes y logra disparos más cercanos, lo que le ayuda a tener una mayor efectividad. 

clasico_conbalon

DISPUTAS Y DATOS DEFENSIVOS

En defensa, el Real Madrid ha encajado menos goles (casi la mitad) gracias al increíble ratio de paradas de Keylor Navas, analizado AQUÍ. Sin embargo, a los de Luis Enrique les chutan dos veces menos por partido que al Madrid (permite 10,4 remates por 12,3 de los blancos), aunque en cuanto a remates entre los tres palos, prácticamente reciben los mismos (3,3 los culés, 3,5 los madridistas). Andan muy similares en este aspecto, aunque el Barça tiene más el balón y concede casi los mismos remates a portería, por lo que es algo más permisivo defensivamente. Los azulgranas se muestran algo más efectivos en las disputas de balones divididos (ganan un 55% de los mismos por un 50% de los blancos) y también ganan más duelos aéreos por encuentro (12,2 frente a 10,1). El Madrid protagoniza más acciones defensivas (despejes, bloqueos, robos…) por encuentro, 41, que el Barça (35). *No está en el gráfico, pero el Madrid hace más faltas, 10,4 por 8,8 del Barcelona.

CLASICO_DEFENSA

CONTROL DEL MARCADOR

Un dato muy curioso y que nos permite conocer el control del marcador, y por tanto de los partidos, que tienen ambos equipos, es el del porcentaje de tiempo que van por delante, por detrás y empatados durante un encuentro. En esto manda el Madrid, que sólo ha ido perdiendo un 3% del total de los minutos disputados en Liga (los que fue por debajo en el Sánchez Pizjuán), mientras que el Barça ha ido por detrás un 9% del tiempo de juego. Además, el Madrid ha jugado muchos más minutos con ventaja en el marcador que empatando (60% frente a 37%), mientras que al Barcelona le ocurre al revés: ha ido ganando un 36% del tiempo y empatando un 52%.

CLASICO_CONTROLMARCADOR

CONCLUSIONES

En líneas generales, ambos conjuntos están muy igualados.

En ataque, 26 tantos a favor del Madrid por 25 del Barça son prácticamente lo mismo, con una diferencia irrelevante a nivel estadístico. El equipo culé crea menos, pero mejores ocasiones, pues logra rematar más cerca del portero rival y tiene los regates y los pases entre líneas como un arma fundamental en ataque; mientras que el Madrid remata desde más lejos y centra más. Los de Luis Enrique han hecho cinco tantos de penalti, pero también la capacidad de jugadores como Neymar para regatear en el área y forzar esas penas máximas han influido en ello.

En defensa, la diferencia entre goles encajados sí es evidente a favor del Madrid, y no sólo motivada por el estupendo arranque de campaña de Keylor Navas: al equipo merengue, teniendo menos el balón, le chutan a puerta lo mismo que al Barça, luego es evidente que le pone las cosas algo más difíciles a los rivales.

  • Nota: Podría pensarse que todo esto está muy bien, pero que el Barça es líder. Y es correcto. Pero no podemos olvidar la volatilidad del resultado en sólo 11 jornadas de Liga. La diferencia es sólo de tres puntos. El más mínimo matiz podría haber cambiado las cosas (por ejemplo, que hubiera sido gol uno sólo de los 58 remates del Madrid ante Sporting y Málaga para terminar 0-0 ambos partidos). También esa volatilidad podría haber hecho una diferencia mayor a favor del Barcelona a estas alturas si, por ejemplo, el Celta hubiera logrado hacer más daño a los blancos en su arreón final en Balaídos. Lo que quiero decir es que la clasificación a estas alturas es irrelevante para saber quién de los dos equipos está siendo mejor en esta Liga. Probablemente, el Clásico del sábado despeje muchas dudas.

LÍDERES INDIVIDUALES

LIDERES-CLASICO

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *